Señales comunes de la explotación

  • Parte del dinero o propiedad ha desaparecido.
  • Martina dice que no encuentra parte del dinero o propiedad.
  • Usted nota cambios repentinos en el gasto o los ahorros de Martina. Por ejemplo, ella:
    • Retira un montón de dinero del banco sin explicación alguna;
    • Trata de enviar grandes cantidades de dinero electrónicamente;
    • Usa mucho las máquinas de cajero automático;
    • No es capaz de pagar las facturas que por lo general ella paga;
    • Compra cosas o servicios que no parecen ser necesarios;
    • Pone nombres en cuentas bancarias o de otros tipos que usted no reconoce o que ella no está dispuesta a, o es incapaz de, explicar;
    • No recibe estados bancarios de cuenta o facturas;
    • Hace regalos nuevos o inusuales a familiares u otros, como a un “nuevo mejor amigo”;
    • Cambia los beneficiarios de un testamento, seguros de vida, o fondos de jubilación; o
    • Tiene un cuidador, amigo o familiar que comienza repentinamente a administrar su dinero.